Aceite corporal natural de zanahoria XS (30ml)

Nuevo

Reparador. Antioxidante. Prolongador del bronceado.

30ml 

Rico en beta-carotenos y vitamina e, es un excelente antioxidante, promueve la producción de melanina a nivel celular. Favorece el antienvejecimiento y es reparador de pieles y cabellos secos y estropeados, magnífico tratamiento post-solar para la piel, dotándola de elasticidad y de un precioso tono dorado.

Nuestro aceite corporal tiene una textura agradable y confortable, de fácil absorción y alta hidratación.

Nuestros aceites corporales, al estar compuestos por aceites vegetales vírgenes, nutren la piel sin taponar el poro, permitiendo que respire. Además, al incluir aceites esenciales de diferentes especies de plantas, aportan múltiples propiedades a la piel.

INGREDIENTES: oleato de zanahoria frescas ralladas. Aceite de almendras dulces, aceite de soja, aaee de naranja dulce y vitamina E.

Advertencia: ¡Últimos artículos en inventario!

€3.40

La zanahoria (Daucus carota) es conocida por su alta concentración en betacaroteno y antioxidantes que la hacen una importante aliada en la lucha contra los signos del envejecimiento. Además, protege a la piel frente a agresiones externas, ayuda a prolongar el bronceado, se utiliza para curar quemaduras, heridas, eczemas y en tratamientos anti acné.

Aceite de zanahoria: propiedades para la piel

Los productos que están compuestos de ingredientes naturales, como es el caso del aceite de zanahoria, cuentan con la ventaja de que tienen todas las propiedades beneficiosas de éstos y ninguna contraindicación. La zanahoria es una verdura muy rica en betacaroteno y estudios probados y contrastados han visto cómo esto sirve para mantener la piel nutrida y flexible. De hecho, es un producto de lo más recomendado en los casos en los que la piel ha sufrido (algo muy habitual por una larga exposición a altas o bajas temperaturas) o ya cuenta con alguna que otra arruga marcada, así que se puede ver al aceite de zanahoria como un antioxidante natural contra las arrugas.

Aceite de zanahoria para reparar el cuero cabelludo

El aceite de zanahoria también es ideal si se usa a modo de mascarilla. Hablamos de tratamientos de lo más sencillos que se pueden llevar a cabo en el hogar y con los que se consigue reparar el cuero cabelludo y también el mismo cabello (ambos siempre expuestos a todo lo que ocurre en el exterior, así como a los agentes con los que interaccionamos, como puede ser la sal del mar cuando se va a la playa o el cloro de las piscinas) Simplemente dejando actuar una media hora al aceite de zanahoria y después lavando el cabello con normalidad se podrá observar una mejora desde la primera aplicación.

Las propiedades del aceite de zanahoria contra el acné

Si el problema viene de tener una piel grasa en la que se acumulan impurezas o se tiene mucho acné, el aceite de zanahoria también es la solución. Simplemente con aplicarlo sobre las zonas afectadas y dejar actuar servirá. Lo ideal es completar la operación con una limpieza suave en la que haya algún jabón natural y aclarar con suficiente agua.

Aceite de zanahoria: propiedades para hidratar y dar elasticidad a tu piel

En muchas zonas (sobre todo aquellas que cuentan con costa) cuentan con un agua corriente que tiene un exceso de cal. Esto lleva a que la piel se resienta y se seque después de cada ducha. En realidad es muy normal pero lleva a que se produzca irritación y a peores consecuencias sino se trata. Con el aceite de zanahoria se evita esto y se hidrata la piel, gracias a sus vitaminas E y C. Al tiempo, se dota a todo el cuerpo de una mayor elasticidad y resistencia.

Por último, el aceite de zanahoria puede resultar muy útil como enjuague bucal natural, aunque sólo hay que aplicar un par de gotas sobre las encías, esperar unos segundos y retirarlo de la boca después. Sirve para aquellas encías que están algo doloridas.

El aceite de zanahoria acelera el bronceado natural de la piel

Además de lo ya mencionado hay aclarar que el aceite de zanahoria puede ser un gran aliado para conseguir ese bronceado que tanto se desea durante el periodo estival, ya que actúa como un acelerador del bronceado natural, haciendo que se consiga esa piel dorada que tanto se busca siempre. De esta manera, la piel consigue color en menos tiempo. Eso sí, siempre hay que tener cuidado en el casos de las pieles que son muy blancas y protegerse ante las radiaciones fuertes, sobre todo en las horas punta en las que el sol incide más.

Productos relacionados